En Querétaro ¿Primera derrota de “Alito”?


Por Andrés González el 26/06/2020
 En Querétaro ¿Primera derrota de “Alito”?

Ya puestos en la imaginaria del proceso electoral 2020 – 2021, la resolución del Tribunal Electoral del Estado de Querétaro para restituirle a Juan José […]

Ya puestos en la imaginaria del proceso electoral 2020 – 2021, la resolución del Tribunal Electoral del Estado de Querétaro para restituirle a Juan José Ruiz Rodríguez la dirigencia del Partido Revolucionario Institucional en este estado, más que victoria de una de las partes – de JJRR – y que en lo personal si lo es, este complicado escenario viene a perjudicar más al partido que a beneficiarlo, siendo el damnificado mayor el propio Alejandro Moreno Cárdenas, “Alito”, que fue desde donde se autorizó esta maniobra y operada aquí por el delegado Jorge Meade Ocaranza y Paul Ospital quién hasta ayer antes del mediodía, seguía siendo presidente del CDE.

Así las cosas y por lo pronto, nadie ocupa la silla de la presidencia del CDE en Querétaro y desde ayer en la tarde, por si las dudas, comenzó el desalojo de las pertenencia personales de quienes fueron los inquilinos de las oficinas que ocupan en el edificio situado en la calle de Fr. Sebastián de Gallegos, en las goteras de El Pueblito.

Y tras de este resolutivo, este emigra – se presume – a la Sala Monterrey del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación TEPJF, en donde se deberá dar el resolutivo final, sin alcanzar a ver cuáles serán las consecuencias legales finales – en caso de que allá se ratifique – en todos sus niveles, desde la cabeza principal, Alejandro Moreno Cárdenas que en esto participó, hasta las locales, comenzando por el hasta ahora y todavía delegado del CEN Jorge Meade y del mismo presidente Paul Ospital.

En el ejercicio y cumplimiento de la ley, todas las pelotas tienen rebotes.

El escenario de este resolutivo comenzó a filtrarse a eso del mediodía de ayer jueves, luego de que el TEEQ dio a conocer por las redes, que el caso sería abordado a la una de la tarde en sesión privada, sin acceso a ninguna de las partes pero tampoco a los medios.

Y poco antes de las dos de la tarde – a la una con cuarenta minutos – y en forma extraoficial, trascendió el resolutivo.

En síntesis, el acuerdo – y por consideración del TEEQ – fue ilegal la serie de acciones mediante las cuales se concretan la destitución de Juan José Ruiz, para dejar sin efecto – ojo con esto – todos los actos posteriores, parejo, desde el no reconocimiento a la presidencia provisional de Jorge Meade, la propia convocatoria emitida por el CEN y dada a conocer aquí por Meade que entra a ese terreno de la ilegalidad, pero también todos los actos y eventos derivados de esto, comenzando por la elección del propio Paul Ospital, todos los nombramientos que ha realizado, desde todas las carteras que ya tenía armadas este CDE, hasta las llamadas “presidencias provisionales” de los cinco comités municipales recientes.

El lío interno pues, está grueso. Y va para largo.

En tanto, a eso de las 14 horas y con el resolutivo ya dado, es que Juan José ofrece conferencia en una de las estaciones de radio local y casi simultáneamente, emite por las redes sociales, su personal posicionamiento en torno al caso que nos ocupa.

En este confirma que “estaré atento a la notificación correspondiente para que dicha resolución cobre sus efectos legales y que a su vez todos los actos posteriores a mi destitución, sean invalidados.

“El priismo en el estado no merecía esto y derivado de ambiciones personales de un extraño en Querétaro (Paul Ospital, cuyo nombre no lo dice) que tiene que insistir en ser de aquí, hoy nos encontramos con una crisis interna que tenemos que resolver.

“Juntos, compañeros de partido, de sectores, de organizaciones y dirigentes municipales y seccionales, deberemos iniciar una larga jornada hacia la unidad y estabilización de nuestro instituto político.

“Así lo haremos…estaré de regreso en poco tiempo para con todas aquellas historias que conozco y que he vivido durante 28 años de militancia en nuestro querido partido y en cada rincón de nuestra entidad, construyamos en conjunto una historia de éxito ante la adversidad. Ya hemos podido…vamos a poder”. Y lo firma, por supuesto.

En tanto, ayer mismo por la tarde trascendió que no habría pronunciamiento oficial en torno al caso por parte del CDE. Sin embargo y extraoficialmente, se supo que ni el CDE ni la Comisión de Justicia Partidaria, habían recibido notificación al respecto. Es posible – seguramente así se hizo – que el TEEQ lo notificara ayer mismo.

Sin embargo y en fuentes priistas, se consideró que, internamente y en ese instituto, todavía JJRR se encuentra inhabilitado para ejercer cargos de dirigencia, que se verían anulados en automático en el momento mismo que llegue este resolutivo por escrito y nadie podría asumir las funciones de presidente – no Paul, pero tampoco JJRR – hasta que se agoten todas las instancias de pertinencia. Y me refiero al curso que siga este litigio en la Sala Monterrey.

Allá y derivado del resolutivo que se emita, los daños serán considerables, más para el partido pero también para los actores principales de este instituto político.

El culebrón político apenas se está desenrollando.

Entonces, podremos ver que queda en pie del PRI, a unas cuantas semanas de que, oficialmente, inicie el proceso electoral 2020, 2021.

¿Tendrá este partido – con el dirigente que sea eh – tiempo para rehacerse?

Ver todas las columnas de Andrés González

Nuestra red editorial


Codicegrafía
Ritos Falsos para perder la tranquilidad
EnBici.life
Fernanda Castillo: El futuro de una mujer fuerte
Pesos y Centavos
¿Los billetes son fuente de contagio?
Códice Informativo
El confinamiento, catalizador de la violencia doméstica