×

Opinión



Secciones




Danzantes queretanos festejan a la Santa Cruz

Por Staff Códice Informativo - 03/05/2012

La peregrinación constaba de alrededor de 300 diferentes grupos de danzantes, invadiendo las calles del centro de la ciudad, principalmente 5 de mayo

 Danzantes queretanos festejan a la Santa Cruz

El tres de mayo en todo México, como ya es tradición, se lleva a cabo la celebración de la Santa Cruz o como la mayoría lo conoce el “día del albañil”, en Querétaro no es la excepción y año con año se congregan un considerable número de danzantes a los pies de la iglesia que lleva el mismo nombre de tan especial celebración: “El Templo de Santa Cruz”.

Siendo las cuatro de la tarde dio inicio la peregrinación de alrededor de 300 diferentes grupos de danzantes, invadiendo las calles del centro de la ciudad, principalmente 5 de mayo donde a su paso se congregaban cada vez más un mayor número interesados ante magnifica demostración cultural de nuestras tradiciones.

Cada cuadra que avanzan, establecimientos o habitantes de esta colonia abrían sus puertas para apreciar el desfile de alegría y orgullo, no podían faltar aquellos que filmaban todo o fotografiaban alguno de los disfraces más adornados.

Sin importar las altas temperaturas, la alegría que se desbordaba por parte de los participantes y curiosos se contagiaba al son de los tambores y cohetones que acompañaban el compas de cada uno de los diversos pasos de bailes de cada agrupación.

Los danzantes en esta ocasión desfilaron ataviados con vestimentas estilo apache, en el cual participaban desde niños de 4 años de edad, hasta familias enteras, así como los encargados de repartir vasos a bailarines, que no cesaban el ritmo ni un momento a pesar del imponente sol.

Su recorrido duró aproximadamente una hora ya que a las seis de la tarde regresaron al punto de inicio para presenciar la misa de tan especial ocasión y agradecer un año más para continuar con tan bella y arraigada tradición, de igual forma concluyendo la misa realizan un último baile como despedida y cada quien emprende el camino de regreso a sus hogares.


Otras notas



De nuestra red editorial