Vencer el miedo para poder trabajar ¿Cómo vive el personal médico la pandemia?


Por Carmen Galván el 08/05/2020
 Vencer el miedo para poder trabajar ¿Cómo vive el personal médico la pandemia?

Foto: Especial

Diana Olimpia Juárez Perrusquía tiene 33 años, es licenciada en Enfermería y se desempeña como enfermera general en el Hospital General de Querétaro, espacio designado […]

Diana Olimpia Juárez Perrusquía tiene 33 años, es licenciada en Enfermería y se desempeña como enfermera general en el Hospital General de Querétaro, espacio designado exclusivamente para la atención de pacientes de COVID-19.

Para Diana el cambio más significativo que ha habido en su vida debido a la pandemia, son las precauciones que ha tenido que tomar para evitar contagiarse de SARS-CoV-2 para así no infectar a sus dos hijos y a su marido, ahí es donde radica su mayor temor.

Su pequeño hijo de dos años, aun depende mucho de Diana para su atención y cuidados, sin embargo, su labor en el combate al COVID-19 la ha obligado a redoblar esfuerzos como evitar el contacto con sus hijos cuando regresa de trabajar, bañarse por lo menos dos veces al día, así como sanitizar y desinfectar los espacios por los que pasó en su hogar.

Tengo dos hijos, el más pequeño tiene dos años, entonces todavía depende muchísimo de mí, entonces, ahorita afortunadamente ahorita llego y no están en casa, a lado vive mi suegra entonces acuden con ella. De aquí del hospital salgo con otro uniforme no con el que estoy adentro trabajando, entonces una vez que llego a mi casa me desvisto, me cambio toda la ropa e inmediatamente a bañarme, una vez que ya me bañe, sanitizo y desinfectó todas las áreas de mi casa por donde estuve circulando y otra vez en la noche otro baño”, compartió Juárez Perrusquía.

Menciona que otro desgaste que ha tenido que vivir es el de permanecer encerrada en su centro de trabajo, de tal manera que no puede salir a comer o tomar agua, lo que le ha generado estrés y cansancio físico, además que se suma la gran cantidad de equipo médico que debe usar para atender a los pacientes.

El estar encerrada, siento que eso es no lo difícil, pero si es estresante, siento que es cansado estar con dos uniformes el blanco, el overol y después una bata entonces es mucho el calor que se acumula, es más que nada esa cuestión del estrés y el cansancio físico, el desgaste”, indicó.

Lamentablemente cada día se registra alguna agresión en contra del personal de salud, en Querétaro hasta el momento solo se han registrado cinco, pero la amenaza es existen, aunque Diana Olimpia no tiene miedo de ser discriminada o agredida.

Dice que afortunadamente no ha padecido está situación, además que sigue utilizando un uniforme, diferente al que utiliza en su centro de trabajo, para trasladarse de su casa al nosocomio de 5 de febrero.

Asimismo reconoce que como personal de salud ha sufrido la pérdida de un paciente, pues aun cuando se ponen todos los conocimientos, empeño y esfuerzo para sacarlo adelante, en ocasiones, no se obtienen los resultados que se desea, por ello insiste a las personas que permanezcan en sus casas y no esperen a estar esperando informes de algún ser querido para creer en la enfermedad.

como profesional estás poniendo todos tus conocimientos, todo tu empeño, todo tu esfuerzo para sacarlo adelante, entonces hay ocasiones que por más intentos que se hacen pues no se obtienen los resultados que se desean, entonces si hay ocasiones en la que pegan esas pérdidas”, enfatizó.

Para finalizar la entrevista, Juárez Perrusquía hizo un llamado a la población para que sean más conscientes de la situación en la que se vive en el país, además pidió más empatía con el personal de salud porque pregunta ¿quién va dar la cara después?

Les pido que tengan un poco más de empatía y que se informen también, no crean todo lo que se dice a veces en redes sociales porque a veces porque muchas no viene de una fuente confiable”, puntualizó.

Nuestra red editorial


Codicegrafía
Ritos Falsos para perder la tranquilidad
EnBici.life
Fernanda Castillo: El futuro de una mujer fuerte
Pesos y Centavos
¿Los billetes son fuente de contagio?
Códice Informativo
El confinamiento, catalizador de la violencia doméstica