Coincidencias y discrepancias 


Por Andrés González el 14/05/2021
Las ideas expresadas en las columnas, así como en otros artículos de opinión, no necesariamente corresponden a la línea editorial de Códice Informativo, y solo son responsabilidad del autor.
 Coincidencias y discrepancias 

El gran enemigo de los aspirantes volvió a ser el tiempo. Era imposible contestar nueve preguntas de la contra réplica.  

El debate entre los 10 candidatos a la presidencia municipal de Querétaro, organizado por la Universidad Autónoma de Querétaro, dio coincidencias en propuestas, pero también divergencias y hasta puntos encontrados entre las partes.

Y sí, mejoró notablemente, pero el gran enemigo de los aspirantes volvió a ser el tiempo. Era imposible contestar nueve preguntas de la contra réplica.

Se borraron casi por completo la pertenencia de los partidos – y el conductor no insistió en ello – para regresar a la visión ciudadana que en los cargos más cercanos y el municipio lo es, importa más la persona, sus conocimientos, claridad de pensamiento, ideas, que el partido que lo postule.

Fueron Tere Calzada, María Alemán, Vanesa Garfias, Jaime García, Luis Nava, Charly Maya, Walter López, Arturo García, Carlos Rentería y Jesús Llamas.

Todos con propuestas para el municipio de Querétaro, muchas coincidentes y algunos con similitudes casi idénticas.

Y no se divagó, porque las preguntas fueron en concreto para problemas reales y servicios que presta el municipio – salvo el de la concesión del agua a particulares, que no es competencia municipal sino estatal, de la CEA;  o el del transporte, cuya concesión es igualmente de gobierno del estado – todos los demás se centraron en los graves problemas que aquí tenemos en seguridad, recolección de basura, reciclaje, iluminación total  y participación de la mujer en el gobierno municipal.

Y este último fue coincidencia generalizada. Vamos a ver si el elegido este 6 de junio lo cumple. Todos muy bondadosos, dadivosos con la mujer, cuando la realidad suele ser muy distinta.

Y en el transcurso de un poco más de dos horas, sí se notaron bandos. Casi se borraron los tradicionales y muy marcados aquí entre  PAN y PRI, se marcó el de dos mujeres Mary Alemán y Vanesa Garfias y se olvidaron rencores entre la derecha y la izquierda.

Coincidencias

Ocho de 10 candidatos que fueron, coincidieron en la municipalización del servicio y recolección de la basura – “este sistema actual no ha dado resultados” – para regresar a que “sea el municipio quién lo ofrezca, devolverles el trabajo a más de 1,500 trabajadores y trabajadoras que fueron despedidos en la administración de Marcos Aguilar” y realizar una total reingeniería del sistema, según propuesta original de Carlos Rentería.

Todos, los 10 candidatos, coincidieron en el trato igualitario a la mujer, “inclusión total en secretarias”; la formación de una Policía de la Mujer” y la creación de la Secretaria de la Mujer, propuesta por María Alemán inicialmente y aceptada por un par más de candidatos.

El formato de los debates – tampoco este – no da para distinguir perdedores de ganadores. El tiempo es el enemigo común de todos. También en este.

La frase más repetida de la noche, fue la de María Alemán dirigida al ciudadano: “Tú decides, ¿Reelegir o cambiar?

Invitaciones – varias – de más de un candidato  hacia uno o más de sus similares, “para que te sumes a mi gobierno” o la reprobación que hizo Vanesa Garfias a María Alemán, “por buscar reelegirse y cobrar su sueldo como diputada cuando anda ahora en campaña”. Y la respuesta de Mary, por supuesto: “Por convicción personal, he donado mi sueldo como diputada”, echándole en cara a Vanesa – sin decir su nombre – su falta de información.

Luis Nava no se subió al ring de los señalamientos personales y se centró en hablar de los resultados en transporte escolar, en la rehabilitación de los condominios cuyo número supera ya los 400, de las cámaras que este gobierno ha instalado, rebasando todo lo previsto – “hacen falta más y que sirvan” le replicaron – o bien de los recursos que retiró a los municipios este gobierno  federal  para mejorar la seguridad.

Dese luego que también se dieron por parte de la mayoría de los candidatos  frases lapidarias, tales como “basta ya de impunidad”; “tendrá tu gobierno el lema de abrazos y no balazos”; o el señalamiento de parte del candidato de Morena de que “en este gobierno se están vendiendo las áreas verdes…eso es un crimen”.

El mensaje final de todos se centró  en el repaso de sus principales propuestas, muchas coincidentes, pero también en pedir el voto para su persona.

Los debates y en los formatos utilizados aquí, no dan ganadores; tampoco perdedores.

El voto del 6 de junio sí.

Medite usted por quién se va a pronunciar  y, eso sí, ejerza  este derecho ciudadano.

Después…después no nos quejemos del gobierno municipal que tengamos.

Ver todas las columnas de Andrés González

Nuestra red editorial


Codicegrafía
Moscú, la agonía por el Sol
EnBici.life
Marisol González: Hoy y siempre
Pesos y Centavos
¿Cómo borro mi buró de crédito?
Códice Informativo
Deserción escolar, otro síntoma de la pandemia