Con cucharas y sin manos, así pinta Santiago Alarcón


Por Nadia Bernal el 09/01/2022
 Con cucharas y sin manos, así pinta Santiago Alarcón

Foto: Especial

Alartiago, como firma sus obras, expone en el Festival Oxímoron. Una de sus mayores influencias es el estadounidense Jackson Pollock, de quien retomó la técnica conocida como Action Painting

Lanzar pintura con cucharas y controlar su movimiento sobre el lienzo de la tela, es la técnica de action painting que el artista jalisciense Santiago Alarcón ha ido perfeccionando a lo largo de 20 años.

Alartiago, como firma en sus piezas de arte, le apuesta a controlar lo incontrolable a través de las prótesis que él mismo elaboró luego del accidente que tuvo en 2012 en donde perdió sus manos.

Ahora, el pintor mexicano hace analogías entre la libertad que encuentra al lanzar pintura y la libertad del propio pensamiento humano, analogías que se reflejan en su nueva exposición “Biopsia Inmortal. Volumen Alfa y Omega”.

Asegura que su colección tiene un solo significado, porque como artista ha evolucionado mucho después de su accidente en donde estuvo involucrado el fuego; este elemento, incluso, también está presente en sus obras.

Esta colección se llama Biopsia Inmortal, y yo decidí dejar un solo nombre a todos mis cuadros después de un accidente que tuve en 2012 en donde perdí mis manos.

La técnica que actualmente usa en sus obras ya la utilizaba desde antes del accidente, pues cuando era estudiante de arquitectura su obsesión con el acrílico y el derrame sin querer del mismo sobre tela, lo llevaron a darse cuenta que era lo que siempre quiso expresar, pero sin pinceles.

El lanzamiento de pintura inédito que hizo Alartiago lo llevaron a conocer más sobre el action painting y conocer a una de sus más grandes influencias: Jackson Pollock, influyente pintor estadounidense y principal artista del expresionismo abstracto a través de la técnica de action painting.

Así fue como comenzó toda mi travesía y cada uno de mis lanzamientos es bicolor y eso da una fluidez a la pintura, con ciertas sombras, movimientos naturales y orgánicos. Lanzar la pintura antes de terminar de resolverla, esa fusión entre dos colores, blanco y negro.“, describe el pintor.

No obstante, Santiago Alarcón recalca que comenzó a experimentar con su técnica de una forma distinta después de 2012, lo que lo llevó a obtener los resultados que actualmente se detallan en “Biopsia Inmortal. Volumen Alfa y Omega”: un cúmulo de pensamientos, representados por la pintura, que se suspenden en lo gravitacional.

Yo ya llevaba un tiempo pintando con esta técnica, pero cuando sufro el accidente mentalmente me sentí bloqueado y creí que no iba a volver a pintar, pero después de 3 años fue muy importante tomar la decisión de volver a experimentar“, recuerda.

Tras su regreso a la pintura, tuvo que elaborar sus prótesis y utilizar instrumentos de cocina para hacer sus lanzamientos. A la par de su nuevo proceso creativo, su pensamiento filosófico también evolucionó, por eso cada uno de sus lanzamientos adquirió un significado propio.

Si quieren imaginar mi cuadro, es una pared blanca y comenzar a lanzar sobre eso es lo que va dando un efecto gravitacional, como si estuviera flotando cada una de mis manchas. Y es analogía entre la máxima expresión de libertad como lanzar pintura y considero que para el hombre la máxima expresión de libertad es el pensamiento, y cada uno de mis lanzamientos es un pensamiento del ser humano y quiero que se represente en un cúmulo de lanzamientos“.

Biopsia Inmortal. Volumen Alfa y Omega” es una de las exposiciones que se inauguraron en el Museo de Arte Contemporáneo de Querétaro (MACQ) el pasado viernes 7 de enero, como parte del Festival Cultural Inclusivo Oxímoron Somos Todos.

Nuestra red editorial


Codicegrafía
«Mirar hacia el futuro para pensar de forma pertinente el presente», propone Verónica Gerber Bicecci
EnBici.life
Vanessa Huppenkothen: con disciplina
Códice Informativo
Deserción escolar, otro síntoma de la pandemia
Link a Sintesis Informativa