Cambios en sistema de compras públicas han provocado desabasto de medicamentos, señala IMCO


Por Nadia Bernal el 25/02/2021
 Cambios en sistema de compras públicas han provocado desabasto de medicamentos, señala IMCO

Foto: Archivo

En el tema del sistema regulatorio de medicamentos, el Instituto señaló que la Cofepris ha seguido un modelo basado en procesos y trámites complejos para acreditar requisitos, esto ha derivado en costos altos para los participantes y para el regulador

En México, los cambios en el sistema de compras públicas para adquirir medicamentos, los desafíos regulatorios y la falta de una política integral de medicamentos han ocasionado desabasto, sobrecosto y falta de transparencia en los procesos de compra de medicamentos, informó el Instituto Mexicano para Competitividad (IMCO).

En el informe “El mercado de medicamentos en México: retos y oportunidades” el Imco señaló que en el país existen problemas para garantizar el acceso oportuno de la población a medicamentos de calidad, cuestión que se ha acentuado durante la pandemia por Covid-19. Al respecto, el IMCO identificó tres grandes temas donde se concentran las áreas de oportunidad que afectan la eficiencia del mercado: demanda (compras públicas y gasto de bolsillo), regulación y política industrial.

En el área de las compras públicas de medicamentos, el Imco señaló que, la última reforma a la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público (LAASSP) en donde se plantea que la adquisición de bienes o prestación de servicios para la salud que se contraten se realicen bajo procesos de excepción, limita la competencia y la falta de mecanismos de control y transparencia.

Además, estos cambios en la LAASSP impactan en la falta de planeación a lo largo de todo el proceso de compra, que “incluyen desde las solicitudes por parte de las unidades de salud hasta la distribución de medicamentos, que podrían impactar en la provisión de insumos en todas las unidades de salud del país.

En el tema del sistema regulatorio de medicamentos, el Instituto señaló que la Cofepris ha seguido un modelo basado en procesos y trámites complejos para acreditar requisitos, esto ha derivado en costos altos para los participantes y para el regulador quien emplea tiempo y recursos en verificar el cumplimiento de requisitos y no necesariamente en dar cumplimiento a las prácticas normadas.

Aunado a esto, los recortes presupuestales y de recursos humanos, así como los cambios para que la Comisión ahora dependa de la Subsecretaría de Prevención y Promoción de la Salud cuestionan la objetividad de su funcionamiento administrativo, operativo y técnico.

Por último, el Imco señaló que en el país el desarrollo de medicamentos es un proceso largo, complejo y costoso, que conlleva un alto grado de incertidumbre de que éste sea exitoso en el mercado, por lo que es urgente pensar en el diseño de una política industrial más estratégica.

Ante estos problemas, el Instituto propone incrementar el gasto público en salud y contar con reglas más transparentes sobre los servicios que cubre el Instituto de Salud para el Bienestar, fortalecer a la Cofepris y modificar su modelo regulatorio, así como la coordinación del diálogo entre la Secretaría de Salud y la Secretaría de Economía para construir una política farmacéutica integral en favor del desarrollo del mercado.

Nuestra red editorial


Codicegrafía
El templo hundido en Infiernillo
EnBici.life
Alex Acero: Sin paradigmas
Pesos y Centavos
¿Cómo borro mi buró de crédito?
Códice Informativo
Deserción escolar, otro síntoma de la pandemia