×

Opinión



Secciones




Las “soñadoras afganas”: la esperanza de una nueva generación libre del Talibán

Por Miriam Vega - 28/08/2021

Hace algunos días, México recibió a cinco de estas mujeres, pero ¿quiénes son y por qué representan un cambio para Afganistán?

 Las “soñadoras afganas”: la esperanza de una nueva generación libre del Talibán

Foto: Especial

El pasado 24 de agosto, México, recibió a cinco jóvenes fundadoras del primer equipo de robótica integrado por mujeres en Afganistán; las conocidas Afghan Dreamers o “soñadoras afganas” lograron escapar del régimen talibán y refugiarse en México, donde fueron recibidas por el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard.

El equipo y sus integrantes ganaron fama mundial en 2017, cuando superaron una serie de trabas burocráticas, misóginas y xenófobas para viajar a Washington y concursar en su primera competencia internacional de robótica.

Asimismo, las jóvenes afganas, sacaron a relucir su intelecto y capacidad cuando en plena pandemia de COVID-19, se dieron a la tarea de crear ventiladores a partir de partes usadas de autos, para atender alta demanda de los pacientes que se encontraban gravemente enfermos en su país.

El grupo se conforma de unas 20 adolescentes de entre 13 y 18 años, quienes formaron el primer equipo femenino de robótica de Afganistán; todas ellas nacieron, crecieron y estudiaron en una nación que parecía había comenzado a liberarse de la opresión machista.

Sin embargo, todo cambió el pasado 15 de agosto, cuando el Régimen Talibán retomó el control del país, luego de que el gobierno huyera y el Ejército no ofreciera prácticamente resistencia a los militantes islámicos.

Este grupo islamita ultra ortodoxo, mantuvo un régimen de represión y violencia que socavó profundamente los derechos de las mujeres durante los años 90, su regreso supone un retroceso al avance que se había tenido en materia de género y de derechos humanos; por ello desde hace días miles de personas como las “soñadoras afganas” han tomado la difícil decisión de abandonar su país y buscar refugio por temor a represiones o ajustes de cuentas de los talibanes.

Las fundadoras: Fatemah Qaderyan, Lida Azizi, Kawsar Roshan, Maryam Roshan y Saghar Salehm, después de cruzar por seis países, pasar por numerosos trámites consulares y burocráticos, las cinco adolescentes asilo temporal en México, alojamiento y alimentación gratis gracias al apoyo de varias organizaciones y la posibilidad de solicitar una visa humanitaria de 180 días con opción de prórroga.

El equipo de “soñadoras afganas” fue creado hace cuatro años por Roya Mahboob, una emprendedora tecnológica que dirige el Digital Citizen Fund, un grupo que imparte clases para niñas en ciencia, tecnología, ingeniería, matemáticas y robótica.

El proyecto tuvo como centro la provincia de Harat, en el oeste de Afganistán y tenía como objetivo promover la ciencia, además de empoderar a las niñas y adolescentes afganas en una nación donde la profesionalización de las mujeres estuvo muy poco impulsada e incluso castigada.

En 2017, las adolescentes ganaron el Premio Especial en el Campeonato Internacional de Robótica celebrado en Washington DC. Tras ser aceptadas para la competencia, siendo la primera vez que alguien de Afganistán lo conseguía, recorrieron más de 800 kilómetros por carretera desde sus hogares en Harat hasta la embajada estadounidense en Kabul.

La visa les fue negada reiteradas veces hasta que una intervención especial del entonces presidente Donald Trump permitió el viaje. Poco antes del vuelo, el gobierno afgano les confiscó los materiales de robótica con los que pensaban presentarse, a pesar de los obstáculos lograron presentarse a la competencia.

Al comienzo de la pandemia el año pasado, fueron convocadas junto a un grupo de médicos, ingenieros y académicos para intentar buscar soluciones ante la escasez de respiradores artificiales que se padecía en la provincia de Harat.

Las jóvenes propusieron entonces un proyecto para construir respiradores, utilizando un diseño de ingenieros del MIT de EE.UU. y piezas de repuesto de autos Toyota Corolla. El reconocimiento internacional del grupo atrajo a más mujeres jóvenes interesadas en desarrollarse en el ámbito de la robótica, lamentablemente todas tuvieron que abandonar sus hogares tras el retorno de los talibanes.

Actualmente y desacuerdo con reportes de medios de EE.UU. algunas ya han recibido ofertas de becas para estudiar en algunas universidades estadounidenses.


Otras notas



De nuestra red editorial