El propósito


Por Expertos TEC el 14/09/2022
Las ideas expresadas en las columnas, así como en otros artículos de opinión, no necesariamente corresponden a la línea editorial de Códice Informativo, y solo son responsabilidad del autor.
 El propósito

Aristóteles decía que el propósito (Telos) es “aquello en virtud de lo que se hace algo”. Etimológicamente significa “(pro) adelante, (ponere) poner”. Es aquello que […]

Aristóteles decía que el propósito (Telos) es “aquello en virtud de lo que se hace algo”. Etimológicamente significa “(pro) adelante, (ponere) poner”. Es aquello que se planifica hacia el futuro.

Para mí, el propósito es “esa energía que te mueve para que tu vida de cualquier manera, profesionalmente, personalmente, espiritualmente, deje huella positiva para quienes te sucedan”.

El propósito es personal. Habrá quien se lo plantea profesionalmente, hay quien su inspiración es mayormente altruista; pero también, a pesar de todos los esfuerzos, habrá quien jamás logre identificar su propósito, como algunos que ni siquiera lo busquen y simplemente habiten.

Pienso en quienes vivieron antes que nosotros y nos visualizaron al menos 200 años antes, buscaron la libertad, sentaron las bases para la convivencia ordenada, en comunidad, en paz.

Así, el desarrollo del conocimiento y el desarrollo tecnológico, siempre deben observar para que quien tiene la posibilidad de disfrutar de él, lo haga responsablemente y quien necesite de él para vivir, lo obtenga libremente.

Te comparto que, al pensar en mi propósito, busqué dentro de mí quién soy esencialmente y el legado que quiero dejar más allá de mi familia.

Aquello que me permita aportar desinteresadamente, con responsabilidad por quienes me rodean. Me he cuestionado el qué y el cómo, pero sobre todo el por qué. Mis respuestas siempre convergen en la vida, en esta única oportunidad que tenemos para hacer bien las cosas.

Comencé con lo cotidiano, lo que hago cuando consumo y lo que uso diariamente, desde el aseo personal, los artículos básicos y de primera necesidad, pues esto, es un acto de alta responsabilidad con el entorno. Reusar y reciclar los empaques con consciencia sobre el fin de ese material (incluso cuando yo ya no viva).

Hay mucho por hacer, por mi descendencia, pero también por la descendencia de mi familia, mis amigos, mis colegas, mis vecinos y lo justo es, que yo vea por ellos hacia el futuro, con la misma responsabilidad de quien vio por mi cuando decidió que por vivir aquí, merecía ser libre.

Planifiquemos hacia el futuro, encontremos nuestro por qué, nuestro propósito.

MDI Adriana Rivas Madrigal, profesora de la Escuela de Arquitectura, Arte y Diseño del Tec de Monterrey Campus Querétaro. arivasm@tec.mx

Nuestra red editorial

CodiceInformativoLogo
En prisión, presunto feminicida de Satélite, Querétaro