| | www.codiceinformativo.com

MENU

»Marzo 13, 2018



Por: Staff Códice Informativo
Marquitos

Foto: Facebook Mother of Querétaro

A quien parece que los astros nada más no se le alínean es al alcalde Marcos Aguilar, pues tras recibir diversas críticas por el nuevo sistema de semaforización que entró en operaciones la semana pasada, ahora podría enfrentar problemas legales por la posible violación de derechos de autor.

Este fin de semana el alcalde se sumó a la fiebre de Dragon Ball Super al anunciar que, tras las múltiples peticiones ciudadanas recibidas a través de las redes sociales, se transmitiría el capítulo final de la serie en el Jardín Guerrero y en el Centro Cultural Carrillo Puerto.

Sin embargo, lo que no tenía contemplado es que, para proyectar cualquier capítulo, se requiere contar con los permisos de transmisión correspondientes, como lo destacó la empresa Toei Animation, dueña de los derechos de la serie, a través de su cuenta de Twitter:

“Toei Animation no autorizó estas exhibiciones públicas, no apoyamos ni patrocinamos ninguno de estos eventos. Ni Toei Animation ni nuestros títulos endosan o patrocinan a ninguna institución ni partido exhibiendo el episodio no autorizado”.

Y aunque el buen Marcos ya se había ganado las voluntades de muchos seguidores de la caricatura, la proyección podría ser cancelada.

No obstante una luz al final del tunel brilla para todos los fanes de Goku, pues Crunchyroll, la compañía que tiene los derechos en Latinoamérica, anunció que está evaluando la posibilidad de otorgar permisos.

No cabe duda que, antes de tomar alguna decisión, el alcalde consulte a sus asesores para evitar cualquier conflicto legal, pues, como dice el dicho, “la suerte es loca… y no a todos les toca”.