| | www.codiceinformativo.com

MENU

»Hígados gays y privilegios



Por: Daphne Martínez
vicente fernández

Foto: Debate

Para nadie es ajeno ya el revuelo que causó ayer Vicente Fernández tras rechazar un trasplante de hígado por miedo a que el donador fuera homosexual. Centenares de memes y chistes circularon en Facebook y Twitter para escarmentar al ídolo ranchero.

Algunos incluso señalaron lo irónico de la situación, siendo su su propio hijo, Alejandro Fernández, conocido como “El Potrillo“,  un conocido homosexual.

Más allá de estos chismes y cotilleos, el hecho es que el rechazo al trasplante se produce en un contexto en el que más de 20 mil mexicanos están a la espera de un órgano. En muchos casos, estas esperas pueden durar años y es muchísima la gente que muere esperando un órgano nuevo.

El costo emocional de estar en lista de espera es altísimo. La situación puede compararse sin problema a la de los condenados en el pabellón de la muerte de Texas. Hay angustia, hay dolor, incertidumbre. Y mientras tanto el señor, el ídolo, el artista, que consigue un hígado express en un tiempo que ya quisieran muchos de sus compatriotas, se da el lujo de rechazarlo porque le da miedo que venga de un homosexual.

La homofobia del cantante y compositor es obvia, no necesita discutirse, pero el gesto por el que se le critica, cobra especial gravedad cuando, desde su arrogancia, Fernández prescinde, por caprichos personales, de algo por lo que muchos, menos célebres y afortunados, darían todo.

Una declaración como esa solo puede hacerse desde el privilegio y la absoluta falta de empatía. Esperemos que “Chente” reflexione y entienda la irresponsabilidad de su declaración.