Cubre bocas y orejeras


Por Andrés González el 19/06/2020
 Cubre bocas y orejeras

En lo más alto de la pandemia, es que una serpiente – el BOA – llegó a alborotar el avispero nacional de la política y […]

En lo más alto de la pandemia, es que una serpiente – el BOA – llegó a alborotar el avispero nacional de la política y comenzaron a brotar (no por ello sino también por la cercanía de los tiempos) amplias trincheras partidistas, nuevas alianzas y ratificación de otras, en medio de una tormentosa gira de trabajo del presidente por cuatro estados de la república.

Y en poco más una semana – del pasado miércoles 10 de junio a hoy viernes 19 – el viborón del musical “La boa” que hiciera famosa la “Sonora Santanera” allá por los años sesentas del siglo pasado, dio lugar a la aireada y digna respuesta del “Acuerdo de Dolores Hidalgo” por parte de nueve gobernadores panistas que levantaron la voz para exigir Libertad, Democracia y Federalismo, valores todos en notoria ausencia de este gobierno federal, aún antes de que brotara el coronavirus.

Y más que pronto que tarde, se arma la primera gran trinchera política que tendrá – seguramente – repercusiones en el proceso electoral de este 2021, pero igualmente en el Congreso de la Unión en cuanto se reanuden las sesiones presenciales.

Es la ya “gran trinchera” de guerra política formada por legisladores – senadores y diputados – gobernadores de Acción Nacional, dirigencias nacionales de este partido, en choque directo con senadores y diputados de MORENA, en donde unos atacan un día y otros se defienden al otro.

Y si el “BOA” lo aventó AMLO como nuevo distractor en su alocado y poco atinado frente para atajar el coronavirus, le está saliendo hasta ahora como “anillo al dedo”, sin que ello signifique – para nada – el que por parte de la ciudadanía olvidemos esta enfermedad.

Por eso, es que ayer un numeroso grupo de legisladores de MORENA – 35 senadores y 91 diputados – acusan a los gobernadores de Acción Nacional de “golpistas” y cuyo agarrón se dio en la Comisión Permanente, para acusarlos de división en un juego que abrió justamente el presidente AMLO, juego que incrementó el divisionismo nacional y dejando en un nivel muy inferior el de “chairos” y “fifís” igualmente en la división imaginaria de nuestro presidente.

Y los “morenos” en esa Comisión – y publicada nombre por nombre ayer en La Jornada – lo calificaron de “asonada contra los principios básicos de la república federal”.

Esto le da una idea a usted cómo andan las cosas.

Y también cómo consecuencia indirecta de esa “Boa”, es que en esta misma semana el Lic. Marko Cortés, presidente del PAN, lanza una invitación para formar una alianza con miras a las elecciones de este 2021, a los partidos PRD y Movimiento Ciudadano, que puso en alerta si bien a toda la militancia de estos tres partidos, también alebrestó a la oposición porque hoy, en una convocatoria pública y conferencia primera presencial, las dirigencias nacionales de MORENA Alfonso Ramírez Cuéllar; del Partido Verde Carlos Puente y del PT Alberto Anaya, signaron una alianza para – presuntamente – ir juntos a las elecciones del 2021, sin especificar en cuantos distritos y si esto también incluyen posiciones locales, comenzando por las gubernaturas para los 15 estados que estarán en disputa electoral.

Se dijo – eso si – que era una “alianza amplia” en donde también se podría formar el nuevo PES, en alianza de facto y se recupera el registro.

Aún no se había firmado esa alianza, cuando desde dentro de MORENA y por boca del aguerrido Alejandro Rojas Díaz Duran, aspirante a la presidencia de ese partido – si aún así se le puede llamar – descalifica lo que ahí se vaya a acordar, porque “no puede ejercer esa facultad, que implica cesión de candidaturas de MORENA en forma anticipada”.

Y todo, también, por la famosa BOA que “me dejaron aquí en Palacio Nacional” según el decir del presidente.

Para comenzar a poner en practica la “nueva normalidad” es que AMLO realiza una gira de trabajo por cuatro estados del país, en donde está recogiendo algunas de cal por las que le dan de arena, producto de lo que el mismo y desde las “mañaneras” ha sembrado.

En sus “mañaneras” – he visto solo un par de estas y parcialmente – siembra más dudas que certezas, se enreda de una manera exagerada para evadir la pregunta o bien, a lo mejor así han sido todas desde que empezó.

¿Qué nos depara el destino en el futuro inmediato?

Esto de la política nacional es tan incierto o más que la propia pandemia que no nos deja.

Cubre bocas para una y orejeras para la otra.

Ver todas las columnas de Andrés González

Nuestra red editorial


Codicegrafía
Ritos Falsos para perder la tranquilidad
EnBici.life
Fernanda Castillo: El futuro de una mujer fuerte
Pesos y Centavos
¿Los billetes son fuente de contagio?
Códice Informativo
El confinamiento, catalizador de la violencia doméstica